Acusación constitucional: defensa de Víctor Pérez echa mano al argumento de la renuncia del exministro para tratar de convencer a los senadores en duda

8

La defensa de Víctor Pérez apeló a la renuncia del exministro del Interior como un argumento clave para intentar desestimar ante la sala del Senado la acusación constitucional que se tramita esta jornada en la Corporación.
“Estamos ante una acusación constitucional con pie de barro, nada se puede construir a partir de estos capítulos”, dijo el abogado del exsecretario de Estado, Gabriel Zaliasnik, ante la sala del Senado. De acuerdo al profesional, “la situación que le tocó analizar a la Cámara de Diputados no es la misma que corresponde analizar al Senado. Ha habido un cambio fundamental que fue la renuncia del ministro del Interior, que en un acto republicano, dio un paso al costado, permitió que el conflicto político se destrabara y permitió al Ejecutivo y al Congreso abocarse a temas más acuciantes (…) Era la forma en que en política uno asume su responsabilidad política, que es dar la cara y dar un paso al costado”, remarcó.
“Hoy este honorable Senado tiene frente a sí al ciudadano Víctor Pérez, no al ministro del Interior ni el exsenador. Esto tiene un elemento constitucional muy importante, ya que despojada la acusación del aspecto político queda solamente un aspecto punitivo”, sostuvo el abogado.
La defensa del exministro apuesta a convencer a los senadores de oposición que aún están en duda, y de hecho algunos de ellos han deslizado que la salida de Pérez de la cartera haría innecesario insistir con el libelo. Tanto la  defensa del ex secretario de Estado como en el Gobierno sacan cuentas alegres, pues calculan que Pérez podría zafar de esta acusación que lo inhabilitaría para ejercer cargos públicos por un periodo de cinco años. Para aprobarse se necesitan 22 votos y basta con que dos senadores de oposición rechacen, se abstengan o no voten.
Zaliasnik, quien tomó la defensa de Pérez luego de la fallida estrategia del equipo anterior que intentó endosar responsabilidades al ministerio de Defensa, añadió que “cuando se nos dice que la ley de Seguridad Interior del Estado debe aplicarse o debió aplicarse, se olvida la historia de la ley que es un elemento de interpretación fundamental”.
Cabe recordar que el libelo contra Víctor Pérez consta de tres capítulos: en primer lugar, haber dejado de ejecutar las leyes en materias relativas al orden público por su actuar ante el paro camionero; haber infringido la Constitución o las leyes, vulnerando el derecho fundamental de igualdad ante la ley por su “trato diferenciado, discriminando, en relación a manifestantes contrarios a las ideas políticas orientadoras de este gobierno, en comparación a quienes son partidarios de gobierno”; y finalmente, haber dejado de ejecutar las leyes , al no ejercer el control jerárquico sobre Carabineros, como ocurrió en el caso del menor lanzado al río Mapocho desde el puente Pío Nono.
El Senado dedicará toda la jornada para analizar la acusación constitucional contra el exministro del Interior, para lo cual se citó a dos sesiones especiales: una hasta las 14:00 horas para conocer los argumentos de la comisión especial de diputados (Loreto Carvajal, Carmen Hertz y Marcos Ilabaca) y de la defensa del ex secretario de Estado; mientras, esta tarde está agendada la sesión crucial, desde las 16 horas y hasta el total despacho para que los senadores intervengan y voten el libelo que podría dejar a Víctor Pérez inhabilitado por cinco años para ocupar cargos públicos.

Fuente

Opina sobre este artículo