Francisco González: El juez del ‘caso Villarejo’ amplía la investigación contra el expresidente del BBVA | Economía

33


Francisco Gonzalez, expresidente del BBVA, llega a la Audiencia Nacional para declarar en 2019.KIKE PARALa Audiencia Nacional ha ampliado la investigación abierta contra Francisco González, expresidente del BBVA, en el marco del caso Villarejo. El juez Manuel García-Castellón ha imputado un nuevo delito de administración desleal al antiguo máximo responsable de la entidad financiera, imputado desde 2019 por cohecho y revelación de secretos por contratar al comisario José Manuel Villarejo para supuestas labores de espionaje contra rivales políticos y empresariales. Según consta en un auto dictado este martes, donde también se cita a declarar al director de Comunicación del banco por supuesto encubrimiento, González utilizó presuntamente “recursos [del BBVA] para su uso exclusivamente personal”: “En concreto, para valorar la adquisición de una finca a título privado”.Más informaciónEl magistrado instructor inflige así nuevo aire a las investigación después de que la Fiscalía Anticorrupción presentase un duro escrito a principios de mes donde señalaba a “las más altas instancias” del BBVA por las irregularidades del caso Villarejo. El ministerio público acusó a la actual dirección del banco de falta de colaboración en las pesquisas: “[La entidad] afirma su voluntad de colaboración que (…) resulta, si no incierta totalmente, sí sesgada e interesada”, le reprocharon los fiscales Miguel Serrano y Alejandro Cabaleiro, que insistieron en que entre toda la documentación aportada por el BBVA, imputado también como persona jurídica, faltan archivos y metadatos necesarios para “realizar la trazabilidad”, lo que impide conocer qué personas estuvieron autorizadas para acceder a ellos o si se produjo el borrado de alguno.“[Es] simplemente inconcebible que una entidad como el BBVA apele a la pérdida de documentos que, sin ningún género de dudas, deberían de estar en su poder, tanto físicamente como informáticamente”, apuntó Anticorrupción en su escrito, fechado el 8 de julio y donde ya señalaba que la instrucción ha desvelado que González uso “recursos para su uso exclusivamente personal”. El informe forensic elaborado por PwC para el entidad desveló la existencia de una serie de encargos del banco para investigar a los propietarios de varias fincas —en El Escorial (Madrid) y en Mallorca— en las que estaría interesado a título personal el entonces presidente. Ante tal coyuntura, García-Castellón ha imputado el delito de administración desleal y ha ofrecido al exbanquero la posibilidad de declarar por estos hechos.Supuestas maniobras de encubrimientoLos investigadores sospechan que el BBVA no ha facilitado todo el material sensible que tiene en su poder. “Lo aportado no responde a lo que se dijo se iba a aportar”, escribe el juez. Y, por ello, considera indispensable citar como imputado a Pablo García Tobin, actual director de Comunicación y al que se le atribuye un presunto delito de encubrimiento. Según la instrucción, Tobin puso en marcha una carpeta de Google Drive para “levantar la información” que pudiera existir en la entidad sobre las contrataciones con Cenyt, el grupo empresarial de Villarejo. El director de Comunicación, además, “sería el autorizador de las personas con acceso a dichos archivos”. Pero, según la Fiscalía y el juez, esos archivos y metadatos no constan en la causa.El escrito de este martes de García-Castellón, en línea con Anticorrupción, recuerda que el BBVA contrató al comisario desde 2004, a través del responsable de Seguridad del banco, Julio Corrochano, un policía en excedencia. De hecho, según subraya el magistrado para apuntar a la cúpula de la entidad financiera, las grabaciones intervenidas en los registros “evidencian” que Corrochano “trataba de estos temas con El Jefe”: “Siendo la única persona que puede responder a ello, el expresidente de la entidad Francisco González”. “Lo anterior sitúa las irregularidades en las más altas instancias de los ejecutivos del banco, ejecutivos que, por otra parte, se mantienen en la actualidad y son los que dirigen la posición procesal de colaboración de la entidad”, recalca el juez instructor, que acumula ya una veintena de imputados en esta línea de investigación.

Fuente

Opina sobre este artículo