IPSA supera los 4.600 puntos y llega a su mayor nivel en once meses

21

En lo que va del año, el S&P IPSA acumula una subida superior al 8%. Mientras que en Wall Street los indicadores cerraron con leves avances pero aún posicionados en valores máximos.

La cautela mantiene aún a los inversionistas con distancia para tomar mayores posiciones en la renta variable internacional. Esto ha sido impulsado en parte por la evolución de la pandemia a nivel global en los últimos días en que se ha alcanzado niveles récords de contagios, lo que ha encendido las alarmas en el mercado ante los efectos en la economía a corto plazo.
Otro factor que ha impulsado la mesura es el regreso de las alzas en las tasas de interés de los bonos del Tesoro de Estados Unidos. Las expectativas de mayores estímulos con los demócratas controlando ambas cámaras del congreso han disparado las ventas de deuda, con el consiguiente aumento en los intereses a 1,15%, máximos de diez meses. La escalada en los intereses de la deuda de EEUU ha acabado impulsando la cotización del dólar a nivel internacional.
Con este telón de fondo, Wall Street operó con pocos movimientos y cerró con números positivos: el Dow Jones subió 0,25%, el S&P 500 se expandió 0,04% y el Nasdaq tuvo un alza de 0,28%. Con estas cifras el Dow Jones se posicionó sobre los 31 mil puntos, el S&P 500 quedó sobre los 3.800 puntos y el Nasdaq aún mantiene su piso encima de los 13 mil puntos. 
Wells Fargo comentó al inicio de la jornada que “los inversionistas se centran en las perspectivas de una recuperación económica y anticipan el inicio no oficial de la temporada de ganancias del cuarto trimestre”.
Añadió que los accionistas “sopesaron las medidas de las empresas de tecnología de alto perfil para limitar o prohibir la actividad que supuestamente estaba relacionada con los disturbios en el Capitolio la semana pasada. Además, el sentimiento de riesgo pareció restringido ya que algunos analistas expresaron su preocupación por las valoraciones”.
Respecto a los rendimientos de los bonos del Tesoro de EEUU, Wells Fargo resaltó al mediodía que “se están debilitando por séptima sesión consecutiva, con la tasa de la nota a diez años aumentando cuatro puntos básicos hasta 1,18%”. 
Esta alza en los rendimientos del bono del Tesoro de EEUU no ha dejado indiferente al mercado y han advertido sobre sus efectos de cara a la publicación de resultados corporativos al cuarto trimestre de 2020.
De hecho, desde Morgan Stanley indicaron en una nota que “las tasas más altas son el comodín y podrían iniciar un período de caída de las valoraciones de las acciones, haciendo que las revisiones de las ganancias sean aún más importantes de lo habitual para el rendimiento de las acciones”.
Escenario local
Aterrizando en Chile, los inversionistas locales tuvieron una buena sesión en el S&P IPSA. El indicador de la plaza local subió más de 1%, siendo la bolsa de América Latina que más escaló hoy martes. 
Con este avance, el índice bursátil chileno superó los 4.600 puntos, llegando a su mayor valor en los últimos once meses. De hecho, la última vez que los agentes locales vieron este nivel fue el 17 de febrero de 2020. En las primeras siete sesiones del año, el S&P IPSA ha subido más de 8%. 
El buen momento tiene optimista al mercado puesto que destacan que varias acciones se encuentran en niveles atractivos respecto a su valor libro.
En lo que va del año, la bolsa ha sido empujada en parte por un regreso gradual de los inversionistas extranjeros al mercado chileno, lo que además es acompañado por el rally del precio del cobre y las mejores expectativas económicas para el país.
Se añade que el Gobierno anunció un plan de vacunación que espera concluir en junio con al menos 15 millones de personas vacunadas contra el coronavirus. 
Desde Renta 4 Corredores de Bolsa resaltaron  en su informe de cierre de mercado que la bolsa “luego de romper los 4.500 puntos con fuerza nos situamos en niveles pre pandemia de finales de febrero del año 2020, y que de confirmarlo, nos proyectaría hacia máximos de 2020 en 5.000 puntos”.
Los valores que empujaron a la bolsa local fueron SQM-B, que subió 4,7% en la rueda; CMPC,  que avanzó casi 3,93%; y Copec, que lo hizo 1,11%.  
El telón en el Viejo Continente
Mientras tanto, en Europa las bolsas terminaron con leves pérdidas. El FTSE 100 de Londres cayó 0,65%, el Euro Stoxx 50 cedió 0,23%, el CAC 40 de París retrocedió 0,20%, el IBEX 35 de Madrid perdió 0,14% y el DAX de Frankfurt se retrajo 0,08%. 
Los inversionistas en el Viejo Continente quedaron atentos a la evolución de la pandemia ante el avance de los niveles de contagios en Estados Unidos, lo que podría generar repercusiones en el plano económico en el corto plazo. 
Además, existen dudas entre los estrategas por la escalada en las tasas de intereses de la deuda de EEUU, una situación que multiplica sus consecuencias en el contexto actual debido al endeudamiento récord previsto a raíz de la crisis del coronavirus. 
Buena sesión en Asia
En Asia el escenario fue distinto. El Nikkei de Tokio cerró en valores máximos no visto por el mercado japonés en tres décadas, llegando a superar los 28.164 puntos. El estratega jefe de mercado de Sumitomo Mitsui DS Asset Management, Masahiro Ichikawa, dijo a Reuters que “los inversionistas recompraron acciones tan pronto como el mercado comenzó a caer, lo que demuestra la fortaleza fundamental de la demanda”.
El Hang Seng de Hong Kong también experimentó una buena sesión llegando a valores máximos de un año tras escalar 1,32%. En el mercado reportaron que el dinamismo de la plaza se vio impulsado por la entrada de inversionistas internacionales a la excolonia británica.
Los estrategas están apostando que el futuro presidente de EEUU, Joe Biden, revierta algunas de las políticas implementadas por Donald Trump contra las compañías chinas. Este mismo factor movió en parte el CSI 300 de China continental que se expandió 2,85%, dejando atrás las pérdidas anotadas el lunes.

Fuente

Opina sobre este artículo