Tras Brasil, la apuesta es que Cencosud sume socios en Colombia

32

Todo dependerá del resultado que tenga con la apertura a bolsa en Sao Paulo.

Entre marzo y julio de este año, Cencosud concretaría su debut bursátil en Brasil. La empresa liderada por Horst Paulmann aspira a recaudar al menos US$ 300 millones con la colocación de un porcentaje minoritario de la filial, que opera a través de las marcas de supermercados GBarbosa, Bretas, Prezunic, Perini y Mercantil Rodrigues.
Pese a que varios ejecutivos de la compañía -muchos de los cuales ya no son parte del círculo de hierro del empresario- insistían en vender o abrir a bolsa la división brasileña, Paulmann era reacio. Hasta que cedió y otorgó su visto bueno para vender una parte de la sociedad y así sumar socios minoritarios.
Por eso, en el mercado hay varios ejecutivos de fondos de inversión, uno de ellos con sede en EE.UU., que miran con buenos ojos, y como una posibilidad cierta que se podría concretar, que Paulmann también decida abrir a terceros su negocio en Colombia, donde es uno de los líderes en el rubro de los supermercados.
Todo dependería –dicen- del resultado que tenga con la apertura a bolsa en Brasil.
Colombia es el país que menos aporta a los ingresos del conglomerado, con cerca del 9%. El principal mercado es Chile, con el 40%; le siguen Argentina, Brasil y Perú.
La empresa debutó en el país cafetero en 2007, cuando suscribió una asociación con el grupo Casino para desarrollar el negocio de mejoramiento del hogar, Easy. La firma liderada por Paulmann tomó el 70% de la sociedad. Dos años después se quedó con el 100% de las acciones y el control del negocio Easy Colombia.
El conglomerado no se quedó ahí. A fines de 2012, Cencosud se adelantó a Falabella y adquirió la cadena de supermercados que la francesa Carrefour tenía en Colombia. Ha sido la mayor operación individual del conglomerado: desembolsó US$ 2.500 millones por los activos. El negocio no ha sido todo lo rentable que se esperaba. Al contrario.
Además, se dice que la empresa dueña de los hipermercados Jumbo pagó caro por los activos. Todo para ganarle al grupo ligado a las familias Solari y Cúneo, que tenía el negocio prácticamente cerrado.
No obstante, entró a negociar el mismísimo Paulmann que viajó directamente a Francia, dejando en el camino la oferta de Falabella, que tiene presencia en Colombia con su formato de tiendas para el mejoramiento del hogar Sodimac y los centros comerciales Mall Plaza.

Fuente

Opina sobre este artículo