Vacuna Sinovac “será capaz de controlar la pandemia”, según director médico de Brasil

34

Polémica existe en Brasil por la vacuna contra el coronavirus desarrollada por Sinovac, ya que arrojó una eficacia general del 50% en los ensayos clínicos de etapa tardía en ese país, dijeron el martes los socios locales de la farmacéutica china.
Así sería “apenas suficiente” para un aprobación de los reguladores y muy lejos de los primeros indicios.
Contradictorio cuando la semana pasada funcionarios del Instituto Butantan de Brasil habían celebrado resultados con una eficacia del 78% de la vacuna de Sinovac para impedir casos leves de Covid-19, una tasa que más tarde fue descrita como “eficacia clínica”, es decir, imantiene la capacidad total de la vacuna de evitar el contagio de la enfermedad, tanto de casos sintomáticos o asintomáticos como de los graves o no y de quienes necesitaron o no acudir al médico.
Sin embargo, para el mismo organismo  la vacuna fue 100 % eficaz para evitar los casos graves que exigen hospitalización.
“El estudio no permite afirmar que esta vacuna erradicará la enfermedad, pero sí que será capaz de controlar la pandemia mediante la elevada reducción de las hospitalizaciones”, afirmó Ricardo Palacios, director médico de investigación clínica del centro Butantan -con sede en Sao Paulo-, sobre la nueva cifra de 50% derivada del ensayo que incluía infecciones que eran tan leves o asintomáticas que no requirieron atención médica.
En lo concreto, ninguno de los voluntarios en que fue probada la vacuna y que contrajo la enfermedad necesitó de hospitalización o desarrolló la enfermedad en su forma grave.
Control de enfermedades
Con respecto a la eficacia de más del 94 % que han obtenido otras vacunas como las de Pfizer y Moderna, los investigadores de Butantan afirmaron que tales laboratorios no han divulgado todos sus estudios hasta ahora  mientras que Sinovac ha sido “totalmente transparente”.
Además recalcaron que vacunas con eficacia del 60 % han demostrado ser capaces de controlar brotes de gripe y de tuberculosis,  mientras que algunas cercanas al 50 % son capaces de frenar epidemias de rotavirus y coqueluche.
“Esta vacuna tiene seguridad, tiene eficacia y reúne todos los requisitos que justifican que sea usada en condiciones de emergencia en el país”, sostuvo el director del Instituto Butantan, Dimas Covas.
Las autoridades de Butantan dijeron que el diseño del estudio brasileño, que se centró en los trabajadores de salud de primera línea durante un grave brote en Brasil e incluyó a voluntarios de edad avanzada, hizo imposible comparar los resultados directamente con otros ensayos o vacunas.
Reacción mundial
Mientras tanto, investigadores turcos dijeron el mes pasado que el CoronaVac tenía un 91,25% de eficacia basado en un análisis provisional. Indonesia aprobó el lunes el uso de emergencia de la vacuna basándose en datos provisionales que muestran que tiene una eficacia del 65%.
A su vez, la farmacéutica china Sinovac Biotech defendió este miércoles la seguridad y eficacia de su vacuna contra el COVID-19.
“Estos resultados de ensayos clínicos de fase 3 son suficientes para probar la seguridad y efectividad de Coronavac en todo el mundo”, dijo el presidente de Sinovac Biotech, Yin Weidong, en una conferencia de prensa.
Diferentes países usaron vacunas del mismo lote en sus ensayos, pero las naciones no tienen protocolos de prueba idénticos, afirmó Yin.
La noticia llevó a Malasia y Singapur, que tienen acuerdos de compra con Sinovac, a decir que les gustaría contar con más datos de la farmacéutica china sobre las tasas de eficacia de la vacuna antes de aprobar y adquirir los suministros.

Fuente

Opina sobre este artículo